Laura y José, papás de Erik
3473
post-template-default,single,single-post,postid-3473,single-format-standard,bridge-core-2.6.6,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-25.1,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.6.0,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-186

Laura y José, papás de Erik

“Después de un parto largo y difícil, nació nuestro amado Erik. Todo estaba bien, pero veíamos que tenía la cabeza siempre hacia un lado, estaba tenso y lloraba sin razón aparente.

Conocimos a Estela y empezamos con ella la Terapia Craneosacral. Sin duda lo mejor que hemos podido hacer, ya que le ayudó muchísimo con el tema del cuello, a estar más tranquilo y a tener su llegada al mundo como se merecía, y a nosotros también porque pudimos entenderle mejor al saber qué le pasaba y darle respuesta.

Siempre estaremos agradecidos a Estela y a la Terapia Craneosacral.”

No hay comentarios

Escribe un comentario

18 − 7 =